lunes, 15 de septiembre de 2008

Millonarios


El Club Deportivo Los Millonarios nació a principios de 1937, cuando un grupo de jóvenes de los colegios San Bartolomé La Merced y La Salle se juntó para formar un equipo con el motivo de enfrentar a otros equipos de la capital colombiana. No se pusieron de acuerdo con el nombre, porque algunos querían Unión Juventud y otros Unión Bogotá. Cuestión que jugaron partidos bajo los dos nombres hasta hacer una fusión de ambos: Juventud Bogotana. Cuestión que el equipo se hace fuerte a base de victorias y todos los jugadores son llamados para la primera formación de la selección colombiana de fútbol. Esta selección participó de la cuarta edición de los Juegos Centroamericanos y del Caribe, en la cual lograron la medalla de bronce.
Al regresar, al equipo lo compró la Municipalidad de Bogotá, por lo que cambió su denominación a Club Municipal. Participaría de los Juegos Bolivarianos, donde le ganaría a las selecciones de Ecuador y Cuba, pero finalizaría cuarto.
Pero poco duraría el apoyo del municipio, ya que en diciembre de ese mismo año, pasaría a manos independientes y cambiaría nuevamente su nombre a Municipal Deportivo Independiente. Allí desembarcaron cinco argentinos, por lo que se lo apodó al equipo como “el Argentino” por ese entonces.
En agosto de 1939 juega por última vez bajo el nombre de Municipal Deportivo Independiente. Aparte de “el Argentino”, también se lo conocía al club como “los Millonarios”, por lo caras que eran las transferencias de dichos argentinos. Cada vez más se lo conocía por este apodo al club.
El 13 de Agosto de 1939 se denomina oficialmente al equipo como Club Deportivo Municipal, pero con el apodo de Millonarios. El primer uniforme fue la camiseta de Tigre, azul con franja horizontal roja, ya que Fernando Paternoster, técnico del equipo, era hincha de ese club. Ese año también lograría su mayor goleada, aunque de manera no oficial: un 10-0 a la selección de Cundinamarca. Al año siguiente se inscribiría en la segunda división bogotana, la cual ganaría y ascendería a Primera. En los siguientes cinco años lograría cuatro títulos (1941, 43, 44 y 45) y un tercer lugar.
El 18 de Junio de 1946 cambiaría su nombre por el actual: Club Deportivo Los Millonarios, justamente en uno de los colegios miembros de la fundación: el San Bartolomé La Merced. El primer presidente fue Alfonso Senior Quevedo.
En 1948 se nombraría el primer consejo de la División Mayor del Fútbol Colombiano (Dimayor) y se decide organizar el primer campeonato profesional (hasta ahora Millonarios era uno de los pocos clubes semiprofesionales). Su debut fue una goleada por 6-0 ante el Once Caldas. Salió cuarto en este primer campeonato. Al año siguiente llegarían Adolfo Pedernera, Alfredo Di Stéfano y Néstor Rossi y nacería el equipo conocido como “Ballet Azul”. Gracias a ello consiguió su primer título. En los siguientes tres años conseguiría un subcampeonato y un tricampeonato. También el Ballet estaría de gira medio año por Ecuador, ganando todos los partidos, por Brasil y Uruguay. De hecho, en 1952 fue invitado a participar del torneo de Bodas de Oro del Real Madrid. Le ganó al IFK Norrköping, campeón sueco, y al Real Madrid, por 4-2, con dos goles de Di Stéfano. El Real Madrid tuvo la revancha, esta vez en Colombia, en la Copa Ciudad de Bogotá, donde volvió a ser derrotado por el conjunto colombiano por 2-0, con goles de Pedernera y Di Stéfano. Lo curioso es que en toda su historia, jugados seis partidos, el Real nunca pudo ganarle. En 1953 ganaría la “Pequeña Copa del Mundo de Clubes”. En el primer partido lo humilló al Espanyol por 6-0. También le ganó al Rapid Viena por 2-1 y a River por 5-1. Sería campeón luego de golear al Rapid Viena por 4-0. Además, ya en la década del 80, vencería por 3-1 a la selección de España. Volviendo al Ballet Azul, llegarían otros argentinos como Julio Cozzi, Antonio Báez, Reinaldo Mourín y Hugo Reyes. Debido a un problema con la FIFA por irregularidades en los pases, Di Stéfano, junto a otros jugadores, partió del club para Europa. Lograría subcampeonatos en 1956 y 58.
Para la década del ’60 se iniciaría una nueva etapa: la de los Embajadores. De 1959 a 1964 se ganaron cinco de los seis campeonatos, cuatro de ellos siendo consecutivos, a las órdenes del técnico Gabriel Ochoa Uribe. Además, en 1960 llegaría a las semifinales de la Copa Libertadores. En 1969 se contrató al arquero Amadeo Carrizo y ganó el Torneo Finalización. En 1972 logra su décimo título. Al año siguiente otra vez sería semifinalista de la Libertadores. También vencería a la selección de Alemania Federal, por 1-0. Volvería a repetir un título local en 1978. Luego de un mal 1982, el Pato Pastoriza se hace cargo del equipo y lo deja tercero. Recién volvería a ganar el título local en 1987. Al año siguiente conseguiría el bicampeonato.
Llegaría la última década del siglo XX, y lo encontraría a Millonarios en una situación económica muy inestable. No conseguía buenos resultados tampoco. A pesar de esto conseguiría el Apertura 1994, pero perdería la final con Atlético Nacional. Para el torneo 1995/96 también lograría un subcampeonato. La cosa no mejoraría bastante con el nuevo siglo, a pesar de que logró la Copa Merconorte del 2001, al vencer al Emelec en la final, y en la edición anterior había sido finalista. Pero el año siguiente sería muy malo, terminaría 13º en el Apertura y 16º en el Finalización, y corrieron rumores fuertes de la desaparición del club. El 2003 estuvo cerca de llegar a la final por el título, pero no lo consiguió. El 2004 también sería catastrófico: sale décimo en el Apertura -por poco no cayó en la quiebra- y anteúltimo en el Finalización. Este último torneo lo jugó con juveniles. Hasta el día de hoy sigue vagando por la mitad de tabla, generalmente unos escalones más arriba, pero que no le alcanza para pelear el título.
El Millonarios juega en el mítico estadio El Campín, llamado oficialmente Nemesio Camacho. Fue inaugurado en 1938 y hoy tiene capacidad para 48.600 espectadores.
Claro que el mejor jugador de la historia fue Di Stéfano, con 267 goles en 292 partidos. También se destacan Bonner Mosquera, el jugador con más partidos con la casaca azul (524) y el argentino Alfredo Castillo, que metió 133 goles solamente por el campeonato de Colombia.
Hoy también tiene un equipo “B”, que participa en la Primera C colombiana, que no posee ascensos ni descensos.

ArielDiabloRojo

Aclaración: La idea del blog es mostrar nombres curiosos de equipos, así como otras curiosidades de ellos, de todo el mundo, no nos estamos burlando de su gente, jugadores, o cualquier otro motivo de burla.